sábado, 3 de julio de 2010

Orgullo Trans


Hoy estamos de celebraciones, oigan, que Madriz se engalana por el día del Orgullo gayer, y lo hace, como siempre, por todo lo alto (All the lovers incluido). Este año el desfile está dedicado al colectivo transexual y, supongo que por esa razón, no es otra que Karmele Marchante la encargada de hacer uno de los pregones que darán por inaugurado el desfile más eurovisivo del año.

Y en este blog, que estamos más que concienciados con todos los temas sociales que nos rodean, hemos decidido hacerles un huequito y solidarizarnos con todos los trans del mundo, incluidos los que les vengo a presentar.

Hoy vengo a hablarles de un término acuñado por una de mis traductólogas favoritas, la doctora Monzó, que, en el seno de sus investigaciones, descubre un texto híbrido y raro que ella llama TRANSGÉNERO.

Ustedes piensen que no todos los géneros del idioma español tienen un equivalente directo en idioma inglés (y viceversa). Y aún habiéndolo, muchas veces las convenciones de género en una lengua no son las mismas que tiene el mismo género en la otra. Me explico:

Cojan ustedes un contrato. El contrato inglés suele empezar con un apartado de definiciones, cosa completamente alejada del contratos español.

Cojan ustedes una sentencia. Tanto en los antecedentes de hecho (FACTS) como en los fundamentos de derecho (LEGAL GROUNDS) los epígrafes en español se marcan con números romanos, mientras que el inglés escribe el número ordinal en mayúscula.

Y para que vean que no sólo me interesa la jurídica, cojan ustedes una receta de cocina, en la que el género anglosajón es muchísimo más minucioso a la hora de hablar de cantidades, de formas de cortar alimentos...

A la hora de traducir tenemos siempre varias vías. Naturalizar el texto al máximo, esto es, darle forma y contenido de la LM, o extranjerizar al máximo, darle forma y contenido españoles pero en idioma meta. Y claro, entre medio surge el trangénero como género híbrido que aglutina convenciones de ambas lenguas. Porque claro, nosotros, en tanto que traductores jurídicos, no podemos redactar documentos jurídicos que sean válidos en un sistema jurídico diferente. De eso ya se encarga el abogado, oigan. Nosotros traducimos y facilitamos en la medida de lo posible que un abogado inglés entienda la el auto de incoación de procedimiento abreviado que le envío, pero de ahí a hacerle un committal for trial en su lengua... pues vamos apañaos.

Y nada más, hasta aquí mi post. Un beso para todos los transgéneros del mundo, que hoy es el día para tomar las calles y reclamar su puesto en una sociedad de textos y traducciones falocéntricas y heterodominantes. A ver para cuando una carroza llena de transgéneros, pobrecillos.

Pásenlo bien por Madrid, o por donde estén, vaya.

P.S. Les debo la foto, pero es que Paint, que es muy de la transfobia, me da problemillas...

P.D. La foto ha llegado. Sin embargo, prueba de la transfobia del Paint y otros programas afines, decido dejar el P.S. Por fin tres trans juntas en la misma foto, y en mi blog.

1 comentario:

mirror dijo...

"Monzy" and Mireia are no longer friends.