miércoles, 15 de diciembre de 2010

Conjugate your verbs

Competencias.

Últimamente tengo muchas ganas de entrar en el mundo de la doctora Hurtado y hablarles de competencias y del modelo -casi- perfecto del grupo PACTE (2002). Sin embargo hoy, y quizá eso sea por mi trabajo de profesor de español para extranjeros, quiero centrarme en la competencia lingüística, así, porque yo lo valgo.

Verán, en los currículums de TeI siempre aparece una una formación lingüística básica sin la cual, como todos comprenderán, es imposible que ningún tipo de competencia traductora pueda desarrollarse. Atrás han quedado los tiempos en que una competencia bilingüe aseguraba el trabajo de traductor, señores, porque va y resulta que el dominio del idioma es la base, no la meta.

Pero bien. Igual de antiguas que Sara Montiel y que esa noción de competencia traductora son esas clases de idiomas que consistían en, diccionario bajo el brazo, traducir textos de un idioma a otro como si no hubiera mañana. Las cosas cambian, y si no miren el desglose de lo que el grupo PACTE considera competencia lingüística. Para Hurtado et al la competencia lingüística estaría formada por, a saber,


conocimiento pragmático (convenciones pragmáticas en un contexto dado, con la finalidad de expresar y entender actos de habla)

conocimiento sociolingüístico (convenciones sociolingüísticas en un contexto dado, que incluirían conocimiento de registros y dialectos)

conocimiento textual (conocimiento de las convenciones correspondientes a los diferentes géneros textuales y a la producción de textos)

conocimiento gramatical y léxico (conocimientos de morfología, sintaxis, fonología, grafología y vocabulario)


El desarrollo de la competencia lingüística está ligado, nos guste más o menos, al desarrollo de la una competencia extralingüística en cuanto a conocimientos culturales, enciclopédicos y, en refinitiva, socioeconómicos de la cultura de la cual se aprende la lengua. Es imposible aprender inglés de forma abstracta, porque como hemos dicho ya mil y una veces lengua y cultura se imbrican hasta decir basta. Dicho esto, diré que tampoco creo a muerte en estos neo-profetas que confunden lo propio y lo ajeno y sostienen, con dos cojones, que los Estudios de Traducción se reducen a Estudios Interculturales. Miren que no quiero retirarles la palabra.

Pero en fin, que en clase de inglés -lengua- en la carrera ya nos iban apuntalando nociones útiles para posteriores años, detectar trampas en el textos, referencias, intertextualidades, y llevarnos de la manita para que la gramática y léxico inglés no acabara con nuestras vidas.

Y la cosa es que ahora, así, en la distancia, veo una metodología completamente diferente en España y aquí en Reino Unido. Para bien o para mal, y no me refiero ya a nivel universitario y mucho menos a TeI, España sigue anclada en la gramática. Mis niños hacían unos listenings que daban pena, porque no entendían ni papa; sus writings, para cortarse las venas; eso sí, una gramática impoluta. Y aquí en Reino Unido me desespero a veces porque mis niños no se saben los pronombres, o porque la palabra adjetivo les es completamente ajena. Pero luego veo que hablo, y que me entienden -más o menos, no nos engañemos-. Y que los exámenes de español de listening en nivel GCSE son muy muy complicados, vamos, que ni en segundo de bachillerato en España, y todos con examen oral.

No sé, veo deficiencias en la enseñanza del español en Reino Unido, pero también las veo en España. De hecho mi concepción ha cambiado mucho mucho mucho desde que estoy aquí. No son más listos mis niños en España, simplemente dominan diferente. Y aquí tengo alumnos que son unos cracks.

Les dejo con un vídeo guay que hemos visto hoy en clase. Amigos, amigas, gente del buen comer, si una cosa es cierta es que la conjugación de español es difícil.


2 comentarios:

mirror dijo...

Pues no sé, chico, a mí me parece que mis cabestros de 4º de ESO en Reino Unido tienen menos nivel a la hora de expresarse que los cabestros de 4º de ESO de España, al menos los que por ejemplo iban conmigo a clase. De todas maneras, aprender una lengua es complicadísimo, y no todo el mundo está dotado para ello, así que tampoco me ensañaré que los chavales se esfuerzan lo que no está escrito ♥

Rob* dijo...

¿Te refieres a expresión oral o escrita? ¿O ambas?

Vale que en todo caso es mi experiencia personal lo que escribo aquí. Igual son únicamente los niños de mi colegio los que sobresalen en comprensión. Y en expresión, bueno, yo los veo mucho ahí al mismo nivel que España, no sé...

xx